Blogia
Viaje a los sueños (polares)

Hammam

Hammam

Después de varios días de acumular polvo en las pistas por las que transito con mi flamante 4x4, más polvo cuando camino por las montañas a ver si se me aparece la virgen en forma de huella de leopardo (iba a ser más soez, pero me contendré), o mas polvo aún al recorrer las "calles" del zoco que se monta aquí los miércoles; y después de varios días en los que a modo de ducha sólo tenía a mano un grifo y una jarra con agua fría, he descubierto el Hammam del pueblo, o al menos uno de ellos que queda al lado de mi casa. Por supuesto, no es uno de esos fantásticos diseños turcos de Sinán el magnífico que pueden hallarse aún en Estambul, y que son sobre todo para turistas. Este es sobrio, y bastante "self service". Es decir, si quieres masaje aquí, más vale que vayas con un colega o que te lo des tú mismo hasta donde te lleguen las manos; aquí no hay señor gordo con bigote que te machaca y luego te pide propina (y tú se la das, no vaya a ser que te espere a la salida...). Y el jabón y todo corre por tu cuenta. Claro que por 5 dirhams, qué más se puede pedir: Una sala con el suelo caliente, agua caliente y fría, y unos cubos para que mezcles ambas hasta encontrar tu temperatura ideal.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

1 comentario

oroD -

Me alegro de que tengas un lugar donde asearte y hacer cruissing...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres